Interpretando señales para clasificar el mundo

El grupo de investigación GTTS desarrolla técnicas innovadoras para procesar datos tan dispares como las imágenes médicas y los sonidos de cetáceos.

¿Qué tienen en común imágenes médicas en 4D con sonidos de cetáceos? «Desde que vivimos en un mundo digital, todas las señales se pueden convertir en datos», explica José Luis Sancho, responsable del Grupo de investigación en Teoría y Tratamiento de Señales (GTTS) de la Universidad Politécnica de Cartagena.

El procesado de señal y reconocimiento de patrones en imágenes médicas y señales acústico-submarinas son de las líneas de investigación de este grupo de la Escuela de Teleco, que también trabajan en técnicas de aprendizaje automático.

El grupo de investigación GTTS cuenta con un largo recorrido, iniciado hace quince años, que ha dado como resultado la lectura de ocho tesis doctorales, medio centenar de trabajos fin de carrera y la realización de media docena de proyectos europeos, nacionales y regionales, así como la prestación de servicios de investigación a empresas y entidades ajenas a la Universidad.

Entre las tesis más relevantes que ha generado el grupo recientemente se encuentra el desarrollo, de Consuelo Bastida bajo la dirección Juan Morales, de un sistema para el diagnóstico precoz de la arteriosclerosis de forma automática mediante el procesado de imágenes médicas. Esta investigación se realizó en colaboración con el Servicio de Radiología del Hospital de la Arrixaca. Otra tesis se defenderá este mismo año en la que el mismo problema se resuelve empleando diversas redes neuronales. Este trabajo está siendo desarrollado por Rosa María Menchón Lara y dirigido por José Luis Sancho.

La última tesis, realizada por Rafael Berenguer y dirigida por Rafael Verdú, presentó una nueva fórmula para modelar más rápido imágenes médicas y topográficas en 3D y 4D.

Actualmente forman parte del grupo GTTS cinco profesores y tres becarios de la Escuela Técnica Superior de Ingeniería de Telecomunicación (ETSIT). La multidisciplinariedad de sus investigaciones les ha hecho colaborar con otros grupos de investigación de la UPCT, en particular, con el Laboratorio de Vehículos Submarinos para la recogida de señales acústico-submarinas.

Los investigadores del grupo tienen en marcha otras tesis que combina el reconocimiento de patrones y las técnicas de aprendizaje automático, algoritmos con los que se enseña a los ordenadores a reconocer patrones tal y como lo hace la mente humana. «Las técnicas que utilizamos son aplicables a la resolución de cualquier problema que suponga una clasificación», explica Sancho. «Desde que se ha digitalizado todo, siempre tienes datos disponibles para etiquetar o clasificar», añade.