Cerveceros de éxito gracias a la Politécnica de Cartagena

Ganar dinero con lo que otros se lo gastan. Convertir el hobby en trabajo. El sueño de muchos lo han logrado dos estudiantes de la Universidad Politécnica de Cartagena al triunfar con su fábrica de cerveza artesana. Un proyecto que surgió del plan de negocio, en principio teórico, que Cristina Esquinas Galán elaboró para el Master de Administración y Dirección de Entidades de la Economía Social, y de los conocimientos adquiridos en la Escuela de Agrónomos por el doctorando José Manuel Gómez Ros.

Manuel Fuentes: "Gracias a las prácticas he encontrado mi primer empleo"

A falta de tres asignaturas para terminar Ingeniería Técnica Industrial, especialidad en Electricidad, Manuel  Fuentes, natural de Beniel, decidió el pasado curso aprovechar el poco tiempo que le queda para finalizar sus estudios y solicitar prácticas en una empresa, para empezar a coger experiencia  entre febrero y julio. Esas prácticas le han llevado a su primer contrato “Gracias a las prácticas he encontrado mi primer empleo”, dice.

Pedro Requena, exalumno de Ciencias de la Empresa: «La representación estudiantil me dio soltura para ser emprendedor»

Voluntarioso y animado, a Pedro Requena, cartagenero de 30 años, ni el papeleo burocrático ni los impagos de la Administración a la guardería que gestiona junta a su hermana y una amiga le borran la sonrisa ni el ánimo por seguir colaborando con la Universidad Politécnica de Cartagena, en la que se diplomó en ADE y ahora está matriculado en la pasarela de GADE, y en la que fue delegado de la Facultad de Ciencias de la Empresa, claustral y miembro del Consejo de Gobierno. “Sigo manteniendo mucha relación con la UPCT y ayudo a la Oficina de Emprendedores. Estoy para lo que me llamen”, asegura agradecido de su paso por la Universidad.

Ana Belén Nicolás, Egresada de UPCT y franquiciada de Imaginarium: "La empresa es como un hijo"

“Siempre con una sonrisa”, recibe Ana Belén Nicolás a sus “invitados”, así es como llama a sus clientes”, a los que trata “como si fueran de la familia”, en su tienda de la franquicia Imaginarium en el centro de Cartagena. Y especialmente a los niños, que tienen su propia puerta de acceso “a un mundo en el que pueden hacer realidad sus sueños”, explica esta egresada de la Facultad de Ciencias de la Empresa de la UPCT.