«No era imprescindible, pero valoraron que hablara alemán»

Recién titulado por la Escuela de Industriales, acaba de encontrar empleo en el país germano como ingeniero en el sector automovilístico. Germán Mené. Alumno egresado.

Germán Mené, murciano de 24 años, lo tuvo claro cuando su hermano Emmanuel encontró empleo en Alemania. Acaba de concluir Ingeniería Industrial en la Universidad Politécnica de Cartagena y decidió irse con él para buscar empleo. Y lo encontró, desde febrero trabaja en Baviera para la multinacional Valeo programando sistemas de climatización para vehículos. Pese a su corta edad, es su segunda migración, tras la que en 2003 le llevó desde su Patagonia natal a Puente Tocinos.
 
-¿Cómo consiguió el trabajo?
-Envié muchos correos electrónicos. Me rechazaron muchas veces. Eso pasa, hay que acostumbrarse al rechazo al buscar empleo. En la que me contrataron, fue mi primera entrevista.
 
-¿Le ha servido su formación en la UPCT?
-Me cogieron para el trabajo porque, a pesar de no tener experiencia laboral, hice el Proyecto Final de Carrera con el software que exigían dominar. Yo ni me esperaba que me contratasen. Ahora utilizo a menudo el programa Matlab, que aprendí a manejar durante la carrera.
 
-¿Hay más empleo en Alemania?
-Hay más oportunidades, claro. Y tienes las facilidades de ser ciudadano europeo. De electrónica y mecánica hay bastante trabajo.
 
-¿Cómo aprendió alemán?
-Hice de Erasmus el proyecto final de carrera, en Flensburg, al norte de Alemania. Allí apenas había españoles, y pocos estudiantes internacionales, así que casi a la fuerza había que aprender alemán. Aproveché para ir a clases y para sacarme el B1.
 
-¿El idioma es un inconveniente a la hora de trabajar como ingeniero?
-En la entrevista de trabajo el requisito era el inglés, pero valoraron que hablara alemán. Trabajando en equipo el idioma es una complicación añadida, pero si pido a mis compañero que me hablen en inglés no tienen ningún problema. Todos me dicen que es cuestión de tiempo dominar el alemán. Lo bueno es que equivocarse es la base para ir aprendiendo.
 
-¿Cómo se hal adaptado al trabajo?
-Los compañeros son simpáticos y me intentan ayudar. Al trabajar para una multinacional francesa, el ambiente es bastante multicultural.